miércoles, 19 de agosto de 2015

Novedades en Juegos!

Pathfinder de Cartas: Auge del Señor de las Runas Episodio 5: Los Pecados de los Salvadores

Acaba con un feroz dragón, enfréntate a la poderosa magia de antiguos pecados y reclama tesoros de un extraordinario poder con el Juego de cartas Pathfinder: Mazo de aventuras Los Pecados de los Salvadores. Esta expansión de 110 cartas para el Juego de cartas Pathfinder: El auge de los Señores de las Runas juego básico incluye nuevas localizaciones, monstruos, villanos, tesoros y mucho más, así como cinco nuevos escenarios que constituyen
la aventura completa Los Pecados de los Salvadores. Continúa con la leyenda de tu personaje con el Juego de cartas Pathfinder: Mazo de aventuras Los Pecados de los Salvadores.


Pathfinder de Cartas: Auge del Señor de las Runas Episodio 6: Las Espiras de Xin-Shalast

Enfréntate a espíritus caníbales, paladines de un imperio desmoronado y al Señor de las Runas de la Codicia con el Juego de cartas Pathfinder: Mazo de aventuras Las Espiras de Xin-Shalast. Esta expansión de 110 cartas para el Juego de cartas Pathfinder: El auge de los Señores de las Runas
juego básico incluye nuevas localizaciones, monstruos, villanos, tesoros y mucho más, así como cinco nuevos escenarios que constituyen la aventura completa Las Espiras de Xin-Shalast. Lleva la leyenda de tu personaje a su apogeo épico con el Juego de cartas Pathfinder: Mazo de aventuras Las Espiras de Xin-Shalast.

Fila Filo

Si viene de arriba, seguro que es bueno…
La pequeña Filo y sus hermanos se pasan el día colgando de la telaraña, jugando a su juego preferido: asustar
y atrapar las hormigas del bosque. Aunque estas huyen a todo correr, Filo siempre está al acecho, ¡en el lugar
correcto y en el momento justo! Fila Filoes una divertida aventura lúdica en tres dimensiones, para que os lo
paséis increíblemente bien jugando con los animalillos de seis… ¡y ocho patas!


Manila

Estamos en 1821; hace ya 250 años que las Filipinas se hallan bajo dominio español. Pero son tiempos difíciles; a causa de la guerra de independencia en Nueva España, hace seis años que la gran ruta comercial entre Manila y Acapulco, el famoso «galeón de Manila», ha quedado interrumpida.
Mientras, los mercaderes locales, burlando a las autoridades coloniales, se afanan a establecer precarias rutas marítimas con los archipiélagos vecinos y con el continente. Frágiles chalanas de bambú, repletas de nuez moscada, seda, jade y ginseng se escabullen hacia Manila. Pero el éxito
no está asegurado: vías de agua, capitanes ineptos e incluso piratas pueden hacer fracasar los mejores planes. Es por ello que, en el mercado negro, los precios se disparan, lo que hace aún más atrayente esta arriesgada empresa, y obliga a los mercaderes a usar compinches para garantizar
sus mercancías, sobornar a los prácticos del puerto y contratar dudosos seguros; ¡los menos escrupulosos incluso se atreven a reclutar piratas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario